No estamos locos, que sabemos lo que queremos…

Quién iba a pensar que utilizaríamos la entrada de la canción de Ketama para comentar el artículo de hoy. La verdad, nunca lo hubiésemos pensado ni imaginado. Pero como todo tiene un motivo, un buen motivo. Es posible que lo hayáis leído en Internet, nunca se sabe, pero hoy os traemos información de un estudio realizado en Holanda y que tiene que ver con el BDSM. Hasta aquí todo bien, normal, ¿no? 

Resulta que Andreas Wismeijer ha publicado en la Journal of Sexual Medicine el resultado de su investigación que consistía en una variedad de pruebas de personalidad y psicológicas entre adeptos al BDSM y gente con gustos más tradicionales.

Dicho estudio refleja que los adeptos al sexo sadomasoquista (sexo BDSM no le quedaba muy bien, pero es al que se refiere) pueden ser más sanos psicológicamente que aquellas que llevan una vida sexual más tradicional, siendo más extrovertidos, abiertos a nuevas experiencias, más conscientes y menos neuróticos, así como mejores calificaciones en ítemes como la sensibilidad al rechazo y la paranoia, de lo que se esperaba e inclusive mejor que los que no lo practican.

Hay una parte de nosotros que se ha sentido halagada y contenta, creemos porque acaban de tirar por tierra lo que nosotros ya sabíamos: la gente nos atacaba con ese argumento sin saber porqué.

No hemos conseguido leer el estudio pero por lo que hemos leído en varios artículos de periodismo, las conclusiones de porqué esos resultados de los que se han prestado al estudio fueron tan positivos se tratan justamente gracias a todas las precauciones que tomamos y todo lo que la parte dominante y sumisa han de considerar y valorar antes de añadir nuevos aspectos en su vida.La parte negativa es que no lo han probado con sadomasoquistas “reales”, sino a hasta el nivel medio-alto.

Pero aún así han alertado que, debido a lo que sabemos todos de que hay mucha gente loca en el BDSM pero que no lo “practica del todo” debido a su estado mental, cualquier persona que exprese que lo practica ante un especialista (suponemos que un psiquiatra) pueden suponer un potencial problema. Ahora bien, sabiendo los resultados, esperemos que a partir de ahora se estipule otra manera o cambie aunque sea un poco la mentalidad.

Esto es todo por hoy.
Esperamos que os haya gustado. 
No olvidéis comentar y compartir esta entrada en vuestras redes sociales. Es un minuto y ayuda inmensamente a la web.

firmak

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s