LA ESCUELA INTERNACIONAL DE SEXO

images

En el otoño de 2012 se anunció en Viena su primera escuela de sexo, con prácticas incluidas, a nivel internacional. Regida por la experta sueca Ylva-Maria Thompson la definió como “la primera universidad del mundo de sexualidad aplicada; Nnuestra intención es fomentar una enseñanza práctica de la sexualidad, más allá de la teoría que se explica en las clases de anatomía”, afirma esta sexóloga nórdica. La única condición para matricularse es que dicho alumno, o alumna, tenga más de 16 años. “Los estudiantes convivirán en un bloque de residencias compartido, donde se espera que ejerciten todo lo que han aprendido en las aulas.”, vamos un lugar paradisíaco para muchos.

Sigue leyendo

Los celos: ¿Cómo reconocerlos y superarlos?

Cómo reconocer alguien celos@
Quizá te encuentres en la situación que no soportes a alguien celoso de este nivel a tu lado, por el control, las escenas y la posesión que trae consigo. Muchos de los motivos de la violencia de género es por la creencia que la pareja les pertenece, además de anularle la personalidad por los nervios y el mal ambiente. Reconocerás a alguien celoso si cumple una o más de estas facetas: Sigue leyendo

Los celos: ¿Qué son?

Los celos. Uno de los “defectos” más temidos por muchas personas que no quieren encontrar en sus parejas. Los hay quien cree que tener celos es bueno, ya que eso implica que la pareja te importa y los hay quien cree que son malos ya que denota falta de confianza en tu pareja. Considero que ambas ideologías son válidas, hasta cierto punto. Una cosa es estar alerta de no ver nada extraño, pero en caso de verlo no saltar a la primera sino confirmar las sospechas o cerrar el capítulo de alucinaciones. Sigue leyendo

¿Qué es?

SASHA-sexy-couple-woman-beauty-sexy-hot-Love-sensual-Couples-daniels-bostongemini-arenas-Pictures-love-couples-grab-girlpower-resim-lovers-ibravo-Art-Of-Seduction-femdom-bw-blackwhite-amor-romantik-Nuno-luv-black-white-Pix-_large.

En un principio Dominación Femenina parece indicar totalmente de lo que se trata. ¿Es así? ¿Estoy totalmente segura de ello? ¿Cómo se puede dominar a un hombre? ¿Qué es el BDSM? Esas seguramente serán las tres preguntas primordiales que la gran mayoría se hará en su cabeza y que intentaremos responder lentamente para que no sufráis un shock.

Sigue leyendo

El Hombre: Cómo masturbarlo

Cuando un varón llega a la adolescencia empieza a atravesar importantes cambios en sus emociones. La conciencia sexual se acentúa e intenta liberar la tensión erótica mediante la masturbación, esto se acentúa cuando no tiene pareja. Muchos hombres continúan masturbándose durante toda su vida, incluso cuando mantienen relaciones con otra persona.

Según diversos estudios, un 94% de hombres se han masturbado alguna vez hasta llegar al orgasmo. Mediante la experiencia personal se aprenden las técnicas y ritmos que dan mejor resultado. De esta forma el hombre conoce sus respuestas y se puede anticipar al orgasmo. El uso de lubricantes reduce la fricción y puede hacer que aumente el placer.

El método clásico
En general, el hombre se masturba sujetando con una mano el cuerpo del miembro masculino e imprimiendo un movimiento rítmico de vaivén, al mismo tiempo que acaricia el tallo de arriba a abajo. La mayoría estimula también el glande y el frenillo (bajo el glande, en la parte inferior).

Algunos consiguen llegar al orgasmo frotando el glande cada vez más rápido. Para otros, con una sensibilidad extrema, esta maniobra puede ser dolorosa. El nivel de presión, la rapidez y la amplitud del movimiento varían de un individuo a otro. Lo más importante es el ritmo: la regularidad crea la tensión sexual. También puede acariciar, masajear o sujetar los testículos al mismo tiempo, o frotar el periné (zona situada entre los testículos y el ano). Presionar la base del tallo aumenta la sensibilidad y facilita la erección. Para cambiar, acaricie suavemente con los dedos el pene y los testículos hasta tener una erección, luego utilice 2 o 3 dedos y el pulgar, en lugar de utilizar toda la mano, para efectuar el movimiento de vaivén.

Un poco más difícil: intente mantener un dedo en el frenillo, deslizando los otros dedos y el pulgar por encima del pene, en un movimiento corto. Para estimular zonas diferentes, basta con efectuar el movimiento girando la muñeca y la palma del otro lado del pene.

El orgasmo
Se suele tardar entre 2 y 5 minutos en alcanzarlo. Aunque depende del estrés, el cansancio y la excitación. La mayoría acarician el pene (o frotan el glande) cada vez más rápido cuando sienten que va a llegar el orgasmo. Otros sujetan sus testículos o la base del tallo mientras están eyaculando. Si desea retardar la eyaculación, debe ir más despacio o detener el movimiento, y luego volver a empezar. La sensación de placer durará más y el orgasmo será, sin duda, más intenso (aunque, al contrario, puede resultar menos fuerte si lo ha retardado durante demasiado tiempo).

Cuando el hombre llega al orgasmo, ralentiza o detiene la estimulación. En ese momento, el pene y, sobre todo, el glande son extremadamente sensibles.

Para aumentar la excitación y el placer
Puede masturbarse en la cama, en el sofá, etc., pero también de pie o delante de un espejo: eso no quiere decir que sea narcisista y, en cambio, puede contribuir a aumentar la excitación. Los “auxiliares”, revistas y películas porno, no son precisamente muy “eróticas”.

Las fantasías sexuales son un estimulante mucho más eficaz. Algunos hombres se sientan incluso sobre sus manos antes de masturbarse. Así, las manos estarán medio dormidas y resulta más fácil imaginar que es otra persona quien le está acariciando.

Utilización de un gel lubrificante
Muchos utilizan la saliva para lubrificar el sexo; de esta forma las sensaciones de la masturbación se parecen más a las de una penetración.

Sin embargo, a veces la saliva no es suficiente. La mejor solución es utilizar una leche hidratante, o mejor, un lubrificante a base de agua. Además de ser (casi) interminables, proporcionan una sensación diferente, ya que permiten un frotamiento más intenso con toda la palma de la mano directamente sobre el glande (parte muy sensible). El lubrificante a base de agua evita que los penes sensibles se irriten.

Con una almohada para más realismo
De pie o de rodillas con una almohada doblada delante de usted, de tal forma que simula la cavidad vaginal y le permite fantasear con el coito.

También puede colocar la almohada a la altura de la ingle, frotando el pene de adelante hacia atrás y hacia arriba. Esta técnica permite aumentar la excitación.

Justo antes del orgasmo, puede pasar, si lo desea, al método clásico o a una estimulación más directa. Si no, acelere el movimiento como durante el coito. Gracias a esta técnica podrá dar un toque realista a sus fantasías.

Con un “Sexy Toy”
¿Y por qué no utilizar un juguete sexual para descubrir nuevas sensaciones? Existen varios artilugios divertidos, pensados para ayudar al hombre en sus placeres solitarios.

Los masturbadores o estimuladores de látex cubren todo o parte del pene, permitiendo la estimulación de todo el sexo.

Los hay que incluyen un vibrador de pilas, normalmente de velocidad variable, que aporta una sensación nueva de masaje. El material empleado (látex y derivados) es muy suave, y los progresos tecnológicos han llegado a recrear materiales sorprendentes, muy parecidos a la piel humana. Su forma varía: simples y prácticos, o más “reales” y con forma de vagina.

¿Y las muñecas hinchables? ¡Por qué no! Muchos hombres son decididos partidarios de las muñecas. Se deben escoger los modelos de látex y no los de plástico simple, con los que hay que ser mucho más imaginativos. Asimismo, numerosos artilugios “penetrantes” pueden ayudar a estimular el ano, la próstata y el punto G masculino.

Pero no todos están dispuestos a realizar estas estimulaciones que, sin embargo, son completamente naturales…

Bajo la ducha para prolongar el placer
De pie o sentado, podrá utilizar el jabón o el champú como lubrificantes. Sin embargo, es mejor evitar cualquier irritación; escoja de preferencia un lubrificante que no dañe la piel. La presión del agua sobre el glande y el pene es una sensación muy voluptuosa.

Con esta técnica estimula todo el cuerpo: puede comenzar enjabonándose como lo haría su pareja, luego se puede masajear el ano, el periné, el escroto y los testículos, antes incluso de tocar al pene. Puede continuar con el método clásico .

Dado que el pene y el glande no han sido estimulados inmediatamente, puede que necesite un poco más de tiempo para llegar al orgasmo. Otra ventaja: el “lavado automático” ¡ Ya no necesita limpiar el esperma con un pañuelo después de la eyaculación !

Esto es todo por hoy.
Esperamos que os haya gustado.
No olvidéis comentar y compartir esta entrada en vuestras redes sociales. Es un minuto y ayuda inmensamente a la web.

firmagrey