Mojando la cama

maxresdefault

Él estaba cansado, llevaba ya muchos días con estrés laboral y esa mañana lo había dejado realmente hecho polvo. Saludó a su pareja nada más entrar en casa, con un buen beso, cenaron juntos, se tumbaron a ver la tele y él se fue un poco antes como de costumbre a la cama.

A la mañana siguiente, a las 9.30 concretamente, al despertarse encuentra una nota encima de la mesa y un sobre, en el que indicaba que debe ponerse el traje, los accesorios que se adjuntan al sobre y preparar el desayuno para dos. Una segunda orden de despertarla a las 11:00h, ni un minuto antes ni un minuto después.

Sigue leyendo

Sesión de fin de semana (III)

Ambos estábamos alterados. Dos agentes de policía, y sus respectivos coches, habían encontrado nuestro paradero habitual y estaban inspeccionando el coche y la tienda, sin permiso alguno. Mi Ama estaba hecha una fuera, gritando a pleno pulmón para que dejasen en paz sus cosas, no dejé de notar en todo el trayecto lo que me ahogaba el collar de tanto tirar y no pensar en mí. No es sorprendente, para una dominante en condiciones sólo debemos ser una continuación de ella, pero insignificante y desprendible.
 
– ¿Es suyo todo esto? – Preguntó el policía. Era alto, muy fornido, moreno y de ojos marrones.
 
– Sí. – Dijo ella andando hacia ellos, indicándome antes que me quedase a medio camino cubierto por la paja.
 
– ¿Sabe que no puede estar aquí? – Preguntó la chica policía, más bajita que su compañero, rubia, de ojos marrones y pechos considerables.

Sigue leyendo

Vacaciones Imprevistas

Eran las dos de la madrugada. Marcos y Tania ya han abandonado el restaurante y, tras intensas charlas eróticas sobre lo que podía pasar esta noche, vuelven a casa subiendo por el ascensor. Llevaban esperando este momento las últimas semanas, es su juego sexual favorito y ambos disfrutan con gran placer y lujuria la tarea encomendada. Pero esta vez Tania no se ha decantado por un papel verde como las otras veces, sino por uno rosa. Sigue leyendo

Vacaciones Imprevistas

Era una tarde espléndida a finales del mes de julio. Es su primera tarde de vacaciones. Marcos y Tania se disponían a celebrar su segundo aniversario en un bonito restaurante, el Xalet, en Barcelona. Se conocieron hace dos veranos, mientras ella estaba de recepcionista en una feria sobre caravanas. La última tarde a ella se le cayeron los papeles, él la ayudó y quedaron para tomar juntos una copa al salir. Tenían ganas de follarse el uno al otro desde que se conocieron, pero ninguno lo supo hasta que salieron juntos y lo confesaron. Desde entonces la relación ha sido idílica, ella abandonó su ciudad natal, Mallorca, y se mudó con su pareja a una pequeña vivienda de cincuenta metros cuadrados en los alrededores de la ciudad condal. El sexo al principio no fue…espectacular; tardaron mucho en conocerse y adaptarse el uno al otro para que la pasión, el placer y el morbo no se derrumbasen a la primera. Pero eso ya es agua pasada, ahora Marcos y Tania disfrutan de su sexualidad e intentan aprovechar todas las oportunidades para pasar un buen rato juntos, ya sea viajando, ir de compras o viendo la televisión.

– ¿Qué tal la cena cariño?
– El lugar es precioso. Me encanta.
– ¿Te ha sorprendido?
– Claro. ¿Cuándo reservaste todo?
– Hace cosa de tres meses.
– Con razón no me di cuenta en ningún momento.
– Lo encontré por casualidad.
– Las vistas son estupendas. Y el glamour…
– ¿Te gusta, no?
– Mucho. Gracias. Eso sí…tengo ganas de llegar a casa y hacer lo de cada San Valentín…
– Y a mí cariño…y a mí.
– ¿A quién le toca esta vez?
– Me tocó poco antes de Navidad. Así que te toca a ti.
– ¿Algún deseo?
– Espero sacar un papelito rosa.
– Rosa eh…
– ¿No disfrutaste aquella vez?
– Mucho.
– Si te tocase a ti…¿cuál te gustaría sacar?
– Uno amarillo.
– Tampoco estaría mal…
– Comamos.
– Quiero comerte a ti…ahora.
– No suena mal…
– Estoy excitada…quiero saber ya qué papel sacaré…
– Solo hay que cenar e irse. Aguanta un poco.
– Vale…

Para ellos no es una fecha cualquiera, no solo porque es su aniversario, sino porque idearon un juego que debe realizarse cada 3 meses y que, casualmente, coincide con su aniversario. Consiste en coger un papel de una bolsita de tela cerrada en la que, hace justo 15 meses, depositaron un total de 72 papelitos de varios colores. En ellas hay descritas una acción, situación, fantasía o deseo sexual que debe cumplirse a rajatabla. Si no es así, quien incumpla la norma deberá dar todas sus ganancias económicas de los últimos tres meses al otro. Algo excesivo, pero ha dado buen resultado, nunca han incumplido ni una sola prueba. Y hoy es el turno de Tania, que desea sacar un papelito rosa, el mismo color del primer papelito que sacó Marcos y que e supuso ir sin bragas un mes, estuvo cachonda las veinticuatro horas del dia el mes entero. Sí, la segunda norma es que lo que ponga en el papel deberá realizarse durante un mes entero. ¿Cuál escogerá esta vez?

Esto es todo por hoy.
Esperamos que os haya gustado. 
No olvidéis comentar y compartir esta entrada en vuestras redes sociales. Es un minuto y ayuda inmensamente a la web.

firmagrey

Juegos Inesperados

Ella había encontrado un mensaje de texto de su Amo especificando cómo la requería ser encontrada cuando llegase a casa. Deja de dibujar en su escritorio y se levanta para ir procediendo con lo que le dijo. Se acerca al cajón de la habitación dónde guardan todo el material que él usa en ella y se dirige al baño. Así que le escribe informando de todo.

Sigue leyendo

Juegos Inesperados

bondage-sombras-grey

Tenía frío. Se sentía observada. Se sentía mojada. Pero lo más importante, es que se sentía humillada. Suerte tenía del desconocimiento de la gente que la rodeaba, Halloween siempre es una buena tapadera. A cada paso que da ella recuerda sin ningún tipo de reparo cómo había surgido la idea y cómo ella había aceptado. A cada paso que da, aunque sea un poco, se arrepiente de esa decisión. Sigue leyendo